Consejos para perder peso de forma saludable

La pérdida de peso después del embarazo

Toda mujer que haya estado embarazada sabrá que no es del todo fácil perder peso después del nacimiento. Una puede pensar al principio que las cosas volverán a la normalidad con el paso de un tiempo, pero esto es un gran error. Así que si quieres perder peso después del embarazo hay que esforzarse y trabajar en ello. Al igual que con todas las dietas de otros, sin embargo, con un bebé recién nacido en casa este es mucho más difícil de lo que sería si estuvieras solo. Lo bueno es que hay muchos trucos ingeniosos que se han pensado para ayudar a las madres perder esos kilos de más después del embarazo.

¿Qué hace que la pérdida de peso después del embarazo sea tan difícil?

Si le cuesta bajar de peso sin estar embarazada y sin un bebé recién nacido en casa, seguramente le resulte al complicado, pero hay que intentarlo. Un bebé necesita atención durante todo el día y este trabajo puede llegar a ser bastante agotador y quizá dificulte su capacidad de pensar en comer bien y perder peso. Y comer bien es esencial para perder peso, pero las compras y cocinar para una dieta saludable también conlleva su tiempo.
Una mujer normal necesita un promedio de 2.000 calorías cada día, pero durante la lactancia la mujer necesita una pequeña cantidad más, como 200 ó 300. El problema es que las vitaminas y los minerales que se necesitan, prácticamente, duplica lo que hace que comer bien es más importante, y difícil.
Pero a fin de que todo en el cuerpo de la mujer vuelva a la normalidad después del parto, el ejercicio es obligatorio, aunque no dispongamos de demasiado tiempo.

¿Qué puede hacerse para lograr el objetivo de perder peso?

Si algo no es fácil de hacer, no significa que sea imposible. Incluso con un nuevo bebé y una gran cantidad de estrés y de tareas, todavía hay pequeñas cosas que pueden dar lugar a la pérdida de peso después del embarazo. Pero principalmente es necesario comer bien; alimentos ricos en fibra, vitaminas y minerales. Dulces como el chocolate o aperitivos como las patatas no le ayudará a perder peso después del embarazo. Un truco sencillo es tener un plato preparado con frutas y verduras y comerla entre horas si sienten hambre.

Practicar algo de deporte también es esencial después de dar a luz. No sólo para perder peso, sino también para que el cuerpo regrese lo antes posible a su condición normal. Principalmente hay que trabajar los músculos del estómago. El movimiento es importante, camine todo lo que pueda y haga sentadillas al menos tres o cuatros veces a la semana.
También hay ejercicios especiales para fortalecer la parte baja de la espalda, un área que puede doler después del embarazo, pero también es necesario trabajar otras partes del cuerpo que tienden a acumular depósitos de grasa.
Tener la autodisciplina para hacer este tipo de ejercicio no es algo que todo el mundo tiene. No sirve excusarse en que no tenemos tiempo. Busque a alguien que pueda cuidar del bebé y así dedicarte tiempo para practicar ejercicio y comer bien. Esto hábitos le ayudarán a perder el peso sobrante de la gestación y a sentirse mejor.

Be Sociable, Share!

Una respuesta to “La pérdida de peso después del embarazo”

  1. me han dicho que perder peso despues del embarazo es algo dificil pero con un buena dieta se puede

Dejar una respuesta