Consejos para perder peso de forma saludable

El papel de la grasa corporal en la diabetes

Es un hecho médico aceptado que las personas con sobrepeso y obesidad tienen un riesgo mucho mayor de desarrollar diabetes tipo 2.
Sin embargo, recientemente se ha descubierto que el peso por sí solo no es el responsable del rápido aumento de casos de diabetes tipo 2. Médicos e investigadores también han determinado que la distribución del peso corporal también juega un factor importante en el trastorno.

El peso extra en la cintura, la comúnmente llamada ‘barriga cervecera’, puede desempeñar un importante papel. El exceso de peso en esta zona puede aumentar drásticamente las probabilidades de que un individuo se vuelva resistente a la insulina, y que lleva a la diabetes. A su vez, también puede aumentar significativamente el riesgo de tener presión arterial alta y enfermedades del corazón.

De hecho, las personas que corren el mayor riesgo de ser diagnosticado con diabetes tipo 2 son aquellos que tienen un índice de masa corporal (IMC) alto, especialmente cuando se combina con un promedio por encima de la cadera a la cintura de relación o un estómago colgantes.

¿Qué es exactamente el Índice de Masa Corporal?

Realmente no es más que un número que se asigna en función de su altura y peso. Es decir, se le indica cuánto debe pesar según su altura.

De esta manera, el índice de masa corporal sirve como guía útil para las personas no demasiado musculosas. De acuerdo con las cifras actuales, un IMC de entre 18,5 y 24,9 se considera saludable. Mientras que cualquier cifra superior se considera sobrepeso. Por tanto, cuanto mayor sea el número, mayor es la grasa, lo que implica que mayor será el riesgo para la salud.

Tamaño de la cintura

Varios estudios indican que el tamaño de la cintura es un buen indicador de diabetes.

Otro indicador es la cadera. Las mujeres tienden a almacenar más grasa en las caderas y los hombres, comúnmente, la almacenan en el estómago.

¿Por qué la grasa se acumula alrededor de su cintura?

Pues bien, el culpable número uno es la dieta. Como saben, y por poner un ejemplo, la alimentación de los estadounidenses incluye altas cantidades de azúcares, grasas y carbohidratos, y cuando se combinan estos alimentos con un entorno de trabajo cada vez más sedentario, es sólo cuestión de tiempo que la grasa aparezca en los peores lugares.

¿Cómo deshacerse de ella?

El error más común en lo que respecta a la grasa abdominal es que por arte de magia desaparece con cientos de abdominales. Esto es completamente falso. Para perder peso hay que ejercitar todo el cuerpo en conjunto porque realmente es lo que ayuda a quemar las grasas que consume.
En cuando a la dieta, es necesario incorporar proteínas más magras como el pollo y el pescado y eliminar la mayoría los hidratos de carbono.

Be Sociable, Share!

Dejar una respuesta